En la Asamblea se instaló una reunión urgente para tratar situación en frontera norte

Un listón negro fue colocado en la Bandera de Ecuador en la Asamblea Nacional, en señal de pesar y luto por aquellos ecuatorianos que han sido víctimas del conflicto en la frontera norte. Este viernes 13 de abril, el presidente Lenín Moreno dio a conocer el deceso del equipo periodístico de Diario El Comercio. Tan pronto se conoció la noticia, la presidenta del Legislativo, Elizabeth Cabezas, salió de la sede del Sistema Integrado de Seguridad ECU 911 para asistir a una reunión urgente con miembros del Consejo de Administración Legislativa (CAL), la Comisión de Soberanía, los jefes de bancadas y los legisladores electos por Esmeraldas. Esta reunión tiene como objetivo tratar temas relativos con la seguridad nacional, particularmente los últimos acontecimientos registrados en la frontera norte. El pasado martes 10 de abril, el Pleno de la Asamblea aprobó la Resolución de Solidaridad con la Frontera Norte, por la cual, entre otros puntos, declaró como actos terroristas a los hechos suscitados desde la madrugada del 27 de enero, cuando un explosivo detonó en la Unidad Policial de San Lorenzo. Hasta las 14:00, el grupo se mantenía reunido en el piso 1 del Palacio Legislativo y dieron a conocer que todo el personal se dirigiría a la Plaza Cívica Juan Montalvo, para mostrar su solidaridad. Hasta entonces varios asambleístas mostraron su rechazo a los actos criminales en la frontera. Fabricio Villamar (CREO) fue el más crítico. Rechazó el manejo comunicacional y de crisis de los organismos de Estado. Agregó que pedirá que se requieran respuestas al Gobierno. “A la Asamblea le corresponde es vigilar si las responsabilidades del Presidente están siendo asumidas, sino la Asamblea deberá pedir la información y, de ser el caso, iniciar las responsabilidades políticas de los ministros que han estado al frente del caso”. Criticó las actuaciones de la canciller María Fernanda Espinosa y pidió que el Ministro del Interior, César Navas, dé una mayor información. “La renuncia es una posibilidad voluntaria de los ministros, la destitución será voluntad del Presidente y un juicio político está dentro de las obligaciones de la Asamblea. Hay que reconocer a las tres como posibilidades”, apuntó. Añadió que deberán darse las seguridades a la población que se encuentra en la frontera norte. Como miembro de la Comisión de Relaciones Internacionales solicitó que la mesa reciba a las autoridades enviadas por el gobierno colombiano. (I)