Corte provincial ratifica sentencia a Sabett Ch. por usurpación de funciones públicas

El Tribunal de la Corte Provincial de Justicia de Pichincha negó el recurso de apelación y ratificó la sentencia de un año de pena privativa de libertad para Sabett Ch., como autora del delito de usurpación y simulación de funciones públicas, al arrogarse el cargo de Contralora General del Estado subrogante. La Fiscalía General del Estado argumentó que la decisión de los jueces de primera instancia estuvo totalmente motivada y argumentada, lo cual fue aceptado por los magistrados. Además, el Tribunal ratificó que la sentenciada pague una multa de cuatro salarios básicos unificados y, como reparación integral, que pida disculpas públicas a la Contraloría, por los hechos suscitados. Este proceso penal tiene como antecedente la salida del país del ahora prófugo de la justicia y excontralor Carlos Pólit, el 25 de mayo de 2017, luego de que se desatara el escándalo de corrupción de la empresa Odebrecht. Previo a su salida del país, Carlos Pólit suscribió la acción de personal mediante la cual ordenó que Pablo Celi lo subrogara en el cargo desde el 2 hasta el 29 de junio de 2017. Sin embargo, el 2 de junio aparecieron otras acciones de personal que daban por concluida la subrogación de Celi y designaban a Sabett Ch. en el cargo. Aunque no existían documentos originales, la exfuncionaria emitió disposiciones y firmó documentos como Contralora General Subrogante, hecho que por sí solo prueba la comisión del delito. El 7 de junio al medio día, Sabett Ch. ingresó al despacho del Contralor y convocó a una rueda de prensa en la que manifestó ser la Contralora Subrogante y que contaba con la acción de personal que avalaba sus declaraciones. Estos hechos provocaron incertidumbre y zozobra en la entidad, por lo que la Fiscalía inició las investigaciones sobre la comisión de un posible delito. A pesar de que la defensa afirmó durante todo el proceso que las acciones de personal, con las cuales terminaban las funciones de Pablo Celi y otorgaban el cargo de Contralora Subrogante a Sabett Ch., eran reales y legales, los documentos originales nunca fueron encontrados, por lo tanto no se pudo justificar la existencia de su designación legal. (I)